Se afianza a la ilusión

En Entre Ríos, Talleres sacó chapa de candidato y venció a Gimnasia de Concepción del Uruguay, así quedo a solo dos puntos de la punta.
El orden y la supremacía por las bandas, más Klusener, claves del triunfo.

Entre Ríos, provincia de Paraná, unos mil hinchas de Talleres decidió recibir la dirigencia del equipo entrerriano, para sernos sinceros, viajaron cerca de mil seiscientos hinchas, compraron platea local y pudieron ver el partido.


Se jugaba el primer tiempo, una vez mas el albiazul le prestaba la pelota al rival los primeros 20’, gol anulado, bien a mi criterio, y se despertó el matador, que fue mas claro cuando llegó hasta que Orcellet con pasado albiazul, derribó en el área mayor a Carabajal. El arbitro del encuentro pitó y señaló el punto penal y Klusener lo cambió por gol, 1 a 0, delirio y a la gente de la platea la mandaron a la popular, la gente casi uno encima de otro, eso no importó estaban todos adentro y era todo fiesta.

Algunos incidentes en el entretiempo, nada mayor.

Agustín Díaz volvió a ser el jugador claro que extrañamos contra San Martín y en su partido numero 100 con la albiazul cumplió con una muy buena actuación. Destacable lo de la línea de atrás que otra vez pudo irse con la valla invicta, el medio campo dejando todo y los delanteros siendo contundentes en momentos claves.

Comenzaba el segundo tiempo, Talleres aguantaba y era superior, el albiazul encontró algunas contras en las que debió definir el partido. Leyes pudo haberse ido expulsado, por eso se fue reemplazado por Marcos Carrasco. Villarreal, como lo viene haciendo se vistió de muralla en la mitad de cancha, quitó y entregó.

Hasta que a los 25 del complemento una arremetida de Bottino dejo en un rebote afortunado al siempre bien ubicado Klusener, que no falló casi desde el punto de penal con el arco a su merced y así llegó a su tanto número 19 en el torneo Argentino A con Talleres.

Faltando poco, se fue ovacionado el Gabi Carabajal por el ingresó Maximiliano Velazco, el chipi o la chancha como mas te guste ratificó su buen momento con la entega de siempre y un tiro que se estrelló en el horizontal del arco de Orcellet.

Ganó Talleres, se hizo país en Entre Ríos, 2 a 0, contundente mas allá de las voces que quieran empañar el triunfo albiazul.

Talleres, fue pura fiesta y felicidad a la vera del Paraná y la gente se volvió como debe ser, feliz. Deseando que ya sea viernes para seguir entregando el corazón y el alma en la tribuna del Mario Alberto Kempes, el capo de la docta se consolida en la tabla del reducido para dejar este infierno.

Racing de Olavarría será el rival en dicha cita un rival que viene mal, pero que será igual o mas complicado por la necesidad de ganar del chaira. La gente se volverá a lucir, y sus jugadores volverán a dejar todo para dar un paso mas y estar mas cerca de cumplir con el anhelo de casi toda la Provincia de Córdoba.

Por Santiago Colazo (de nuestra pagina).

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.